Todos tenemos sueños o ideas de lo que queremos hacer, pero si no establecemos metas financieras a nivel personal o familiar es difícil lograrlo.

Una vez en mente el propósito o meta lo difícil es empezar, sin embargo, con un buen plan y objetivos alcanzables nos mantendremos motivados para cumplir con nuestros sueños y metas.

Debemos tener en cuenta que es posible que en el camino podamos encontrarnos distractores que nos desvíen del cumplimiento de nuestra meta, para esto debemos mantenernos enfocados, con disciplina y motivación lo podemos lograr.

¿Por qué es importante establecer metas financieras?

Para tomar control de tus finanzas personales es importante llevar registro de todo lo que gastas ya sea en un cuaderno, en una app financiera o en un archivo en tu computador, ya que sólo así sabrás cómo estás distribuyendo tus ingresos y podrás empezar a tomar mejores decisiones.

Si no sabes qué quieres lograr, ¿cómo llegarás ahí?

Planear tus finanzas personales es elaborar un plan que te lleve de donde estás ahora, hasta dónde quieres estar dentro de uno, cinco o 10 años.

¿Cuáles son tus sueños?, ¿comprar una casa?, ¿viajar?, ¿iniciar un negocio? cualquiera que sea tu objetivo, seguramente no llegarás a ella si no decides qué plan seguirás para ahorrar, y cuánto debes destinar en cada etapa del trayecto.

Pasos para elaborar tu plan financiero:

  1. Elabora un presupuesto en el que incluyas todos tus ingresos (sueldo, bonos, extras, etc.) y todos tus gastos (alimentación, transporte, educación, alquiler etc.).
  2. Lleva un registro de todos tus gastos. Te sorprenderás cuánto dinero gastas en cosas innecesarias.
  3. Tener definido dentro del presupuesto las categorías donde destinarás dinero para cada uno de tus objetivos, como, por ejemplo, ese viaje que quieres realizar a final de año, o bien la categoría de automóvil con el monto definido que quieres ahorrar para llevar a cabo la compra.
  4. Sé disciplinado y apégate a tu presupuesto.
  5. Reduce o liquida tus deudas. Esta meta requiere también de planeación, empieza por pagar la más onerosa y, cuando termines, dirige lo que destinabas a ese pago a la liquidación de otra deuda.
  6. Rehúye toda deuda nueva. Si sigues ampliando tu lista de deudas, ¿cómo terminarás de pagarlas?
  7. Evita usar tu tarjeta de crédito y no compres nada por impulso.
  8. Crea un fondo para emergencias. Una vez que empieces a tener dinero disponible, esta debe ser una de tus primeras metas. Este fondo para emergencia te dará tranquilidad en caso de presentarse imprevistos.

Una vez que empieces a tener dinero disponible, esta debe ser una de tus primeras metas. Este fondo para emergencia te dará tranquilidad en caso de presentarse imprevistos.

Cada vez que logres un objetivo, la satisfacción que sientas te motivará para seguir estableciendo nuevas metas alcanzables y trabajar hasta lograrlas, perseverancia es fundamental.

Así que, manos a la obra!

Finanzas Sanas Vida Feliz

Yilliam Guevara

Finanzas Sanas Vida Feliz

Tel: 6254-5127

finan.sanas@gmail.com